Tu estas aqui
Home > HISTORIA > A 30 años del ataque al cuartel de La Tablada

A 30 años del ataque al cuartel de La Tablada

Aquella mañana del 23 de enero de 1989, el gobierno de Raúl Alfonsín se encontraba en su último año en un país que soportaba una crisis energética con cortes programados de electricidad y una economía que se encaminaba hacia la hiperinflación. Pasadas las 6, un camión de gaseosas, sustraído minutos antes por los atacantes en el Camino de Cintura, ingresaba por el portón de esa unidad militar con asiento en el partido de La Matanza.

Los guerrilleros lanzaron panfletos en la puerta del cuartel en los que se reivindicaba al coronel Mohamend Seineldín y al teniente coronel Aldo Rico, líderes de los levantamientos carapintadas que habían puesto en jaque a la administración radical en tres oportunidades (abril de 1987, febrero y diciembre de 1988).

De esta forma, los 46 atacantes del MTP planeaban generar confusión entre el personal militar al entonar consignas y vivas para los dos oficiales rebeldes, llegar al sector de los tanques y salir del cuartel a bordo de estos vehículos hacia la Capital Federal. El denominado operativo «Tapir» debía concluir a media mañana, y el objetivo de Gorriarán Merlo -un ex jefe del Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP) que supervisó las acciones desde las inmediaciones de la unidad militar- pasaba por denunciar la inminencia de un golpe de Estado por parte de los carapintadas.

Los integrantes del MTP creían que cuando la población tomara conocimiento de una intentona militar contra la democracia se produciría una insurrección popular que reclamaría cambios políticos de fondo, una idea acuñada por los sandinistas, que a fines de los años 70 habían derrocado el régimen de Anastasio Somoza en Nicaragua.

Pero en su avance por el cuartel, los atacantes encontraron una férrea resistencia en el casino de suboficiales de la base, lo que generó una rápida intervención policial y el despliegue de más de 2.000 efectivos del Ejército, que cortaron cualquier posibilidad de repliegue. En las primeras horas, reinó la confusión en torno a la autoría del intento de copamiento del cuartel. Luego, desde el oficialismo se admitió que se trataba de un operativo del MTP, del que participaban antiguos militantes del ERP, la guerrilla que había operado en la Argentina durante los años 70.

El Ejército rodeó la unidad y tendió un cerco sobre los atacantes, contra los que libró un combate que se prolongó durante 36 horas, con fuego de morteros y proyectiles disparados desde tanques. El combate de La Tablada -que significó el bautismo de fuego para la infantería mecanizada que no fue empleada por el Ejército en la guerra de Malvinas- concluyó con 32 militantes del MTP muertos, en tanto que los militares tuvieron siete bajas y la policía bonaerense. dos.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Top