El encuentro se desarrolló sobre la Ruta 43, camino a Santa Ana, con una entrada a $300. Además de los asistentes, la Fiscalía contabilizó 100 vehículos.

Corrientes tuvo otro fin de semana de descontrol con respecto a las reuniones sociales en las que la mayoría pasaban –ampliamente- el permitido de máximo de  10 personas. La mayor convocatoria se dio por medio de una fiesta electrónica en la que participaron más de 300 invitados durante las últimas horas de ayer sábado y la madrugada de este domingo. 

Al respecto, la fiscal de la causa, Andrea González, confirmó a La Dos que se imputará al grupo de personas que asistió a la fiesta por infringir el artículo 205 del Código Penal. Además, aseguró que hay 295 personas identificadas y 100 vehículos de la fiesta.

Según trascendió, la fiesta fue organizada por una persona reconocida en el ambiente de la electrónica y habría contado con la presencia de hijos de empresarios, médicos y abogados. También se habrían hecho presentes gente oriunda del chaco, pero que residirían en la capital correntina. 

Fuente: Diario 21 Tv

Comentarios

Comentarios