En el centro comunitario del barrio Güiraldes se realizó una conferencia de prensa por parte de diferentes titulares de instituciones barriales para dar las gracias al intendente de Resistencia, Gustavo Martínez, por otorgar el beneficio de riesgo de vida a los trabajadores municipales de cada entidad.

Los favorecidos fueron 234 empleados que desarrollan sus actividades en los 15 centros comunitarios distribuidos a lo largo de toda la urbe, que se encargan del barrido, desmalezado, erradicación de minibasurales, descacharrado, entre otras intervenciones.

La directora general de Centros Comunitarios, Cristina Amarilla, agradeció al intendente por la asistencia concedida a todos los empleados de centros comunitarios y delegaciones barriales, y señaló que “tampoco se tuvo problemas para cobrar horas extras y tareas nocturnas, y además tuvimos el acompañamiento del área de salud con los testeos, mascara protectoras, guantes y todos los insumos necesarios para proteger a los empleados durante la pandemia”.

Asimismo, comentó que “es una alegría inmensa porque el esfuerzo de los trabajadores se ve recompensado, ya que durante todo este tiempo de cuarentena los operarios no pararon”.

El director del centro comunitario Villa del Parque Jorge Maño, expresó que “fueron muchos años de pedidos postergados y al fin hoy el personal se ve con un poco más de ánimo para seguir colaborando junto a la comunidad para mitigar esta pandemia”.

El director del centro comunitario del barrio Independencia, Miguel Maciel, sostuvo que “este aporte es de mucha importancia, ya que hubo compañeros que iniciaron su trámite hace 8 años, y por distintas razones se les venía negando y postergando este derecho”.

Fuente: Chaco en linea

Comentarios

Comentarios